¿Estás a la última de las novedades de Instagram? ¿Conoces las Instagram Collabs? Si este término no te suena, ups, te toca leer este post para conocer las tendencias de una de las redes sociales más famosas.

Así que, al lío, porque no solo vas a saber qué son las publicaciones compartidas, sino que también vas a descubrir cómo hacerlas.

¿Qué es Instagram Collabs?

Publicaciones compartidas, tal cual. Eso es Instagram collabs, una función que permite crear colaboraciones de diferentes autores para dar como resultado una publicación compartida.

Dicha publicación aparece en el feed del perfil de todos los usuarios que han participado como co-autores. Sus nombres aparecen en la parte superior de la publicación para que se reconozca su autoría compartida.

De hecho, este factor es clave porque esta herramienta no es de co-creación de contenidos. Es una función para que las marcas puedan compartir la autoría del contenido publicado.

Por tanto, al igual que suben la publicación de manera conjunta, los likes, los comentarios, las reproducciones, etc., aparecerán en el post de todos sus co-autores.

¿Cómo añadir un colaborador en Instagram?

Como ya sabes, a través de Instagram Collabs subes una publicación de manera conjunta con otra u otras marcas.

El primer paso para subir una publicación compartida con un colaborador es crear una nueva publicación. Vamos, a lo tradicional. Das al botón de crear nuevo contenido y seleccionas la opción de publicar.

Y sigues tan normal, nada fuera de lo habitual cuando subes una nueva publicación. Puedes escoger la foto que desees y editarla a tu gusto con los filtros de Instagram, o no, como veas.

Cuando llegues a la pantalla de antes de publicar, puedes añadir un pie de foto, ubicación o etiquetar otros perfiles. Aquí es cuando tienes que seleccionar la opción de Etiquetar personas que aparece justo debajo de la foto y la descripción que hayas incluido.

Te sale una pantalla con la opción de etiquetar personas para que salgan mencionadas en la publicación, o invitar a un colaborador. Esta te aparece al lado de Añadir Etiqueta y es la que tienes que seleccionar.

De la misma forma que etiquetas a una persona, añades un colaborador. Cuando pulsas en Invitar a un colaborador, pasas a una pantalla donde tienes que poner en el buscador el nombre de la cuenta que quieras añadir como colaborador y seleccionarlo.

Después, tienes que etiquetar al colaborador y colocar su etiqueta en la parte que quieras de la foto. Una vez hecho, das a aceptar la invitación y ale, ya puedes subir el contenido compartido.

De esta manera, la publicación se subirá también en el perfil del usuario que hayas elegido. Así, se subirá en ambos perfiles de simultáneamente como una única publicación.

El siguiente paso corresponde al colaborador. Cuando realizas una Instagram Collabs y añades a un usuario como colaborador, este tiene que aceptar la invitación como tal, la cual le llega a su cuenta en forma de notificación pop up.

Al abrir la notificación, el usuario irá a la publicación en la que ha sido invitado como colaborador y le saldrá la opción de aceptar o rechazar. Si acepta, como he dicho antes, el post se subirá en ambos perfiles de forma automática.

Es decir, una publicación, dos cuentas. Y no solo compartirán la autoría del contenido, también el contador de los me gusta, los comentarios, las impresiones, etc.

Además, a través de Instagram Collabs puedes subir contenido compartido no solo referente a los post. También puedes hacerlo con reels e invitar a varios colaboradores.

¿Qué ventajas aportan las publicaciones conjuntas en Instagram?

Y a lo mejor estarás pensando… Y esto a mí ¿de qué sirve? Pues depende, pero puede que mucho. Porque Instagram Collabs te ofrece unas cuantas ventajas a nivel de marca.

Al compartir las interacciones, como likes, reproducciones y comentarios los resultados orgánicos del post mejoran por la participación de otras cuentas. Así, consigues llegar a mucha más audiencia y mostrar tu marca y contenido a otros perfiles que no te conocían o no te seguían.

Tu perfil gana visibilidad gracias al tráfico de usuarios que pueden ofrecerte las cuentas de tus colaboradores. Como tu nombre aparece en el post compartido en el feed de los otros co-autores, resulta bastante factible que sus seguidores visiten tu perfil.

Que te sigan, ya depende de cómo tengas trabajada tu cuenta y hayas optimizado tu perfil desde un punto de vista estratégico para ganar seguidores en Instagram.

Así que nada, ya tienes la teoría coração. Ahora tienes que llevarlo a la práctica y saber elegir a un buen partner, o partners, para subir publicaciones compartidas cuando quieras.
Si es que en ocasiones puede significar el puntito hacia el éxito de tu estrategia en redes sociales. Por este motivo, cómo no, no puedes pasar la oportunidad de, como mínimo, probar con Instagram Collabs.